Mendoza: Piden controles de alcoholemia en todas las terminales de ómnibus

Mendoza: Piden controles de alcoholemia en todas las terminales de ómnibus

El senador provincial Gustavo Arenas (FPV-PJ) presentó en la Legislatura un proyecto de resolución para solicitarle al Ministerio de Seguridad de la Provincia que les “realice controles de alcoholemia a los choferes de los servicios de media y larga distancia en todas las terminales de Mendoza”. En el caso de los servicios interjurisdiccionales, la propuesta prevé “coordinar los controles con la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) y la Gendarmería Nacional”. La iniciativa se basa en el gran movimiento de colectivos que trasladarán a los turistas que visitan Mendoza, como también a los mendocinos que viajan a otros lugares por las fiestas de fin de año y la temporada alta de verano.

Los fundamentos del proyecto elevado por Arenas destacan “los alarmantes datos estadísticos referidos a incidentes y accidentes viales, los cuales arrojan que Mendoza es una de las provincias con mayor cantidad de víctimas de ese tipo, que en la mitad de esos siniestros –generalmente con graves consecuencias que incluso abarcan a familias enteras– ha habido consumo de alcohol por parte de los conductores y que la época de verano es potencialmente más peligrosa porque es la temporada alta turística, cuando se producen más viajes por las rutas”.

“Debido a eso es que prevé mejorar los controles de alcoholemia, especialmente en el período de vacaciones, para proteger con medidas más extendidas a quienes se trasladan, teniendo en cuenta la urgente necesidad de detener o –como mínimo– disminuir los siniestros viales tomando medidas integrales, accionando en conjunto y a largo plazo para tener eficacia, ya que la aplicación de acciones aisladas en ese sentido no ha servido”, se indica en el proyecto.

En busca de “un verdadero plan de prevención”

En este contexto, el legislador justicialista señala en su propuesta como “prioritario que el trabajo sea organizado, planificado y llevado a cabo en tiempo y forma por el Ministerio de Seguridad junto con la CNRT y la Gendarmería Nacional, para que sea un verdadero plan de prevención a fin de proteger a los usuarios mendocinos que viajan en esta temporada, como también a los usuarios del transporte que visitan Mendoza”. Simultáneamente involucra a la CNRT por ser “un organismo descentralizado que controla y fiscaliza el transporte terrestre de jurisdicción nacional, con competencias en el transporte automotor de pasajeros, urbano e interjurisdiccional de media y larga distancia”.

Los fundamentos subrayan también que “la seguridad vial forma parte de la política de protección de los derechos humanos, resultando los accidentes de tránsito la consecuencia de una serie de factores evitables y de graves implicancias que se traducen en la pérdida de vidas humanas, discapacidades y daños materiales, y la vulneración de los derechos a la seguridad, la salud y al goce de una vida digna”.

Mendoza, una de las provincias con más muertes

En cuanto a las preocupantes estadísticas, grafican que “todos los años mueren en promedio 1,2 millones de personas a causa de accidentes de tránsito en todo el mundo. Mendoza no se encuentra lejana a este flagelo, siendo una de las provincias con mayor número de víctimas en todo el país, ya que durante el 2015 registró 282 fallecimientos por accidentes viales, y en el 2016 en nuestra provincia hubo un total de 122 víctimas fatales. Y si tenemos en cuenta que sólo se han contado los fallecimientos en el sitio donde fue el accidente, vemos que este número puede variar sensiblemente”.

Gran cantidad de alcoholizados al volante

Asimismo, resalta el proyecto que “la organización civil Luchemos por la Vida, en uno de sus estudios, remarca que el alcohol al volante es una de las más importantes causas de accidentes de tránsito con muertos y/o heridos graves. Sus estudios arrojan que, en el 50% de los accidentes fatales en el país, alguno de los conductores venía bajo influencia de esa droga”. Las investigaciones de esa asociación van más allá al recalcar –según refleja el proyecto de resolución presentado– que “el 67% de los encuestados consume habitualmente bebidas alcohólicas y muchos de ellos conducen después de haber bebido” y que “otro estudio de dicha asociación civil sobre los profesionales del volante involucrados en accidentes con víctimas mortales revela que los choferes de micros y colectivos se encuentran involucrados en un 13% de los siniestros”.

Fuente:

El Ciudadano

(Visited 13 times, 13 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *