Apps de taxis para mujeres: el futuro (al volante) será feminista

Apps de taxis para mujeres: el futuro (al volante) será feminista

En la Argentina ya operan dos aplicaciones con conductoras mujeres. Igualdad en el rubro y seguridad. ¿Sororidad o negocio sobre ruedas?

De 39.417 conductores de taxi en la Ciudad de Buenos Aires, sólo 736 son mujeres. Una gran diferencia si se tiene en cuenta que casi el 70% de los viajes a través de BA Taxi son realizados por ellas.  Con la idea de romper con esta desigualdad de género al volante, y de brindar mayor seguridad a las pasajeras, es que en el último tiempo las aplicaciones exclusivamente para mujeres, empezaron a pedir pista en la Argentina. “Sara Ladies & Teens” y “SheTaxi” son los nombres de las Apps que ya están disponibles. Algo así como el Uber femenino.

Operan en Buenos Aires y Rosario, respectivamente, y sólo con conductoras, aunque pueden ser tomados por cualquier persona sin distinción de género. Además, pretenden brindar mayor protección a los menores de edad, pero mayores de 16.

“Mujer con licencia profesional, remise con seguro y documentos al día, te estamos buscando”, reza el anuncio de “Sara Ladies & Teens” en el que buscan conductoras.  Al igual que un Uber, la persona que pida un Sara, recibe la información detallada de su remisera o taxista, con su nombre, foto y número de patente, para que sepa quién la pasará a buscar con previo aviso. Se puede abonar en efectivo o con tarjeta de crédito. Además de la opción de cuenta corriente para empresas. Y tiene sus dos versiones: “Sara pasajeras” y “Sara conductoras”.

Excluir al hombre de la ecuación no sólo nos provee mayor seguridad a pasajeras y conductoras, también nos ayuda a cambiar la idea errónea de que la mujer al volante sea un peligro constante. Más del 90% de los conductores profesionales son hombres”, explican desde su sitio web. La aplicación empezará a funcionar en enero en Provincia de Buenos Aires y en la Ciudad, y está disponible para iOS y Android.

Para aquellas que quieran inscribirse como conductoras, deben cumplir con los siguientes requisitos: habilitación del vehículo; licencia profesional; inscripción en AFIP y Rentas; seguro profesional de pasajeros y smartphone con conexión a internet y GPS. Y promete “libertad horaria”, “números claros” y “soporte las 24 horas” para sus trabajadoras.

Sin embargo, en la Argentina, la ciudad pionera en este rubro fue Rosario, en donde funciona desde hace dos años “She taxi”. El proyecto lo empezaron dos mujeres taxistas: Maria Eva Juncos y Betina Werkalec, y tal como la definen desde sus redes sociales “esta App no es el mejor escenario, sí el mas necesario”. El sistema es similar al de Sara, con varios adicionales para brindar mayor seguridad: un botón de pánico, una audio grabación que dura hasta 5 minutos después de concluirse el viaje y la posibilidad de que un familiar o amigo siga el trayecto del taxi o remis por GPS. Ya cuenta con 90 inscriptas y más de 30 mil usuarios.

Ahora bien, “She taxi” aún enfrenta varias trabas. En Córdoba, por ejemplo, no logró alcanzar el cupo femenino necesario para funcionar.  Y en la Ciudad de Buenos Aires se encuentran litigando hace más de un año, ya que la ley requiere que las apps trabajen a través de las radio taxis.

Entre tanta revolución tecnológica y feminista, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires no quiso ser menos, y anunció que en los próximos meses la aplicación oficial BA Taxi dispondrá de un filtro para  elegir ser llevadas por una conductora.  ¿Sororidad o negocio sobre ruedas?

 

Fuente:

Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *