Santa Fe utilizará biodiesel puro en el transporte público de toda la provincia

Santa Fe utilizará biodiesel puro en el transporte público de toda la provincia

La secretaria de Estado de Energía de Santa Fe, Verónica Geese, anunció que todo el transporte público de la provincia funcionará con B100 (biodiesel puro) a partir del próximo año. La medida fue comunicada por la funcionaria durante la “Conferencia de Biodiesel – Actualidad y Perspectivas” organizada en forma conjunta por la Asociación Argentina de Biocombustibles e hidrógeno, la firma Evonik y la Fundación Saber Cómo, llevada a cabo el pasado miércoles 7 de noviembre en la sede de la UIA en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

En Rosario, desde julio funcionan 365 ómnibus urbanos con B25 – una mezcla de combustible compuesta por 25% de biodiesel y 75% de gasoil convencional, y otras dos unidades con B100. La “Experiencia BioBus”, tal como fue bautizada por el gobierno santafecino tenía como objetivo demostrar que el uso de mayores mezclas de biodiesel es factible. “Los resultados han sido totalmente satisfactorios”, declaró previamente el ingeniero Alberto Garibaldi, titular de la consultora ALG, a cargo de evaluar la marcha del programa.

El anuncio de Geese llega como consecuencia de la quita de subsidios al transporte por parte del gobierno nacional. “A estos precios del gasoil debemos llevar el boleto a un valor que volvería inviable llegar con el transporte público a muchas localidades”, declaró la funcionaria. “La diferencia entre el precio del gasoil y el biodiesel llega hoy a $10 por litro.” Para la mandataria utilizar biodiesel puro no es un experimento. “Ya sabemos que funciona porque lo venimos haciendo. Estamos validando técnicamente algo que ya sabíamos que iba a funcionar”, expresó en referencia a las dos unidades que ya están funcionando en Rosario con este combustible.

Además de los económicos, el uso de B100 trae aparejado otros cuantos beneficios adicionales. En lo ambiental, cada tonelada de biodiesel permite ahorrar 8,5 toneladas de dióxido de carbono equivalente, una reducción de más del 70% respecto al gasoil fósil, y reduce casi a cero las emisiones de material particulado, algo muy importante en las grandes ciudades. Además, su producción tiene un impacto muy positivo en la actividad industrial del interior y en la balanza comercial. Permite ahorrar divisas por la sustitución de importaciones de gasoil y quitar aceite de soja de un mercado sobre-ofertado, fortaleciendo el precio de todos los productos del complejo sojero.

Desde los puertos adyacentes a Rosario se exporta la totalidad del biodiesel argentino y la provincia concentra el 80% de la producción total del país.Las perspectivas exportadoras no son alentadoras. A comienzos del próximo año la Unión Europea aplicaría aranceles a la importación del biocombustible que dejarían fuera del mercado al producto argentino, tal como sucedió con Estados Unidos. Si bien el gobierno de Trump comunicó ayer que revisará la medida, en la industria no hay mucho optimismo en que se revierta la medida.

Según Geese, Santa Fe consume 75 millones de litros de combustible diesel, que irán migrando hacia biodiesel a partir de enero próximo. “Vamos a formar una mesa donde invitaremos a los productores de biodiesel y las empresas de transporte público de la provincia para ir armando el mercado”, anunció.

Esta cifra representa el 10% del consumo de combustible en el transporte público. Geese espera que en los próximos meses más provincias se sumen a la iniciativa, así como también privados. “Desde el estado provincial ya apostamos al biodiesel, esperamos que los privados también nos acompañen. Los beneficios son muy grandes”, destacó la secretaria.

Por Emiliano Huergo publicado en Clarín Rural.

 

Fuente:

BioEconomía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido Protegido