La revolución del transporte eléctrico se extiende a los vehículos de pasajeros, autobuses y comerciales

La revolución del transporte eléctrico se extiende a los vehículos de pasajeros, autobuses y comerciales

Eso es lo que afirma el último informe de Bloomberg NEF. Añade que estos vehículos están asumiendo una posición dominante en electrificación.

La revolución del transporte eléctrico se extenderá rápidamente a los vehículos de pasajeros, a comerciales ligeros y autobuses. Eso es lo que afirma el último estudio de la entidad investigadora Bloomberg NEF.

El informe dice que los VE están encaminados a dominar las ventas de autos de pasajeros y autobuses en 2040. Asimismo, que menoscabarán significativamente el mercado de camionetas y camiones de corta distancia.

El Electric Vehicle Outlook 2019 de BNEF analiza la cambiante economía de distintos segmentos y mercados geográficos de vehículos. Según su pronóstico, los vehículos eléctricos serán el 57% de las ventas globales de autos de pasajeros para 2040. Mientras, los autobuses eléctricos mantendrán el 81% de las ventas de autobusesmunicipales para la misma fecha.

Por primera vez, BNEF ha incorporado en su pronóstico información detallada sobre el mercado de vehículos comerciales. Las proyecciones afirman que los modelos eléctricos tomarán un 56% de las ventas de vehículos comerciales ligeros. Y será en Europa, Estados Unidos y China, en las próximas dos décadas. También auguran que los eléctricos supondrán el 31% del mercado comercial mediano.

En cuanto a los camiones pesados, serán el segmento más difícil para la revolución del transporte eléctrico. Las ventas se limitarán al 19% en 2040. Su uso práctico será mayormente para aplicaciones de distancia corta. Los camiones pesados convencionales de largas distancias se enfrentarán a la alternativa de vehículos de gas natural y de hidrógeno.

Movilidad compartida

Los servicios de movilidad compartida también serán importantes en este panorama cambiante. Ahora representan menos del 5% de todas las millas viajadas por pasajeros a nivel mundial. Sin embargo, BNEF indica que es probable que aumenten un 19% en 2040. Mientras, no esperan que los vehículos autónomos tengan repercusión sobre el transporte global y los patrones de energía hasta 2030.

Costes VE

El principal impulsor para la tendencia de electrificación durante los próximos 20 años será el descenso del coste de baterías. Eso abaratará los VE, incluso por debajo del precio de vehículos tradicionales para mediados o finales de los 2020s. Será en casi todos los mercados e igualmente para costes de por vida como iniciales. Desde 2010, el coste promedio de las baterías de ion-litio por kilovatio-hora ha caído en un 85%. Ha sido gracias a la combinación de la economía de escala en la producción y en las mejoras tecnológicas.

Los mercados y la revolución del transporte eléctrico

El informe de BNEF estima que China seguirá liderando el mercado de eléctricos. Las ventas en el país de VE de pasajeros representarán el 48% en 2025 y el 26% en 2040. Europa será el segundo mercado de VE en la década de 2020. La electrificación en los mercados emergentes, sin contar con China, será más lenta.

No obstante, BNEF espera que las ventas mundiales de VE de pasajeros aumenten de 2 millones en 2018 a 28 millones en 2030. Y a 56 millones para 2040. Mientras tanto, las ventas de vehículos de pasajeros convencionales caerán a 42 millones para 2040, desde 85 millones en 2018. Se espera que el apoyo legislativo, como las regulaciones sobre la economía del combustible y el nuevo mandato de vehículos energéticos de China, impulsen el mercado de VE en los próximos 5-7 años.

Industria

Las industrias de petróleo, electricidad y baterías tendrán un fuerte impacto por el aumento de los VE. Hace un año, BNEF estimó su impacto sobre la demanda del combustible de vehículos en 7,3 millones de barriles por día para 2040. Sin embargo, ya casi se ha duplicado a 13,7 millones de barriles por día. Las causas están en los nuevos pronósticos sobre la revolución del transporte eléctrico en el sector de vehículos comerciales.

BNEF ahora estima que los VE sumarán un 6,8% al consumo global de electricidad en 2040. También impulsarán un aumento de demanda de baterías de ion-litio de 151 gigavatios/h en 2019 a 1.748 gigavatios/h en 2030. Añaden que habrá que generar nueva capacidad minera para los materiales de baterías, evitando así una crisis de oferta

 

Fuente:

Movilidad eléctrica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido Protegido