Una empresa española crea un kit para transformar autobuses diésel en vehículos totalmente eléctricos

Una empresa española crea un kit para transformar autobuses diésel en vehículos totalmente eléctricos

QEV Technologies ha creado un kit de electrificación que permite la transformación de los pequeños autobuses de pasajeros con motor diésel de Filipinas, conocidos como Jeepney, en vehículos totalmente eléctricos.

A través del proyecto Racing to Road, la empresa española QEV Technologies ha desarrollado un kit completo de electrificación que permite convertir los vetustos, ruidosos y contaminantes autobuses diésel de Filipinas, conocidos como Jeepney, en vehículos totalmente eléctricos. QEV cuenta con una amplia experiencia acumulada en su participación en la Fórmula E desde su creación en 2014, la colaboración para la resurrección de Hispano Suiza con el superdeportivo eléctrico Carmen y la amplia trayectoria de sus fundadores y trabajadores en el sector de la movilidad eléctrica

En 1999, como proyecto fin de carrera, los fundadores de QEV Technologies tenían entre manos el proyecto de fabricar el primer coche solar español y ponerlo a prueba en Australia, compitiendo en la carrera más famosa de coches solares de la época. Hoy, 20 años después, QEV Technologies, ofrece soluciones completas de electromovilidad y está asociada al equipo Mahindra de la Fórmula E y al fabricante chino BAIC.

Con tecnología completamente española, la empresa española QEV Technologies diseña, construye y homologa vehículos eléctricos, gestiona equipos de carreras, provee servicios de electromovilidad, desarrolla desde cero vehículos cien por cien eléctricos y fabrica kits para electrificar vehículos de combustión, con es el caso del Astrokit, diseñado para los famosos autobuses Jeepney de Filipinas.

QEV se encarga de electrificar los autobuses de Filipinas.

El Jeepney, un pequeño autobús de pasajeros es el medio de transporte más utilizado en Filipinas. Originalmente basado en un Jeep Willys, equipa en su interior una mecánica que consume 20 litros de diésel cada 100 kilómetros, emitiendo miles de toneladas de CO2 a la atmósfera. Solo en Manila hay 70.000 Jeepneys en circulación y se calcula que son más de 300.000 en todo el país.

Para convertir los Jeepney en autobuses cien por cien eléctricos, QEV Tech ha diseñado y desarrollado en su sede de Barcelona el Astrokit, un sistema que sustituye el motor de combustión convencional por uno eléctrico, incluye una caja de cambios, el inversor, el sistema de refrigeración, las baterías, la electrónica de potencia y todos los componentes necesarios para convertirlo en un vehículo totalmente funcional.

Este mismo kit puede ser montado fácilmente en otros tipos de minibús e incluso se puede fabricar uno desde cero a partir de él. QEV está desarrollando actualmente o un kit para autobuses de mayores dimensiones a través del proyecto Racing to Road entre cuyos objetivos está desarrollo de diferentes kits de conversión de vehículos de combustión en eléctricos cuyo es podría extenderse por diferentes países con formas de movilidad similares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido Protegido