Comenzó el recambio de colectivos en Bariloche: “Sabemos lo que es andar con unidades viejas y la verdad que no es garantía para nadie”

0

El arribo de las unidades que reemplazarán aquellas con las que comenzó a prestar el servicio Mi Bus no dejó conformes a los choferes. Reclamaron mayor información acerca de su futuro, pidieron que el municipio fiscalice los colectivos que llegan con unos 600 mil kilómetros recorridos. “Llegar a esto y que lo festejen, es un fracaso”, dijeron.

El paso de un convoy de seis colectivos llamó la atención de los transeúntes durante la tarde del lunes (20/12). Luciendo su color blanco impoluto, las unidades de recambio para el Transporte Urbano de Pasajeros (TUP) hicieron su presentación en Bariloche pero no dejaron señales alentadoras para los choferes que tendrán que usarlas a diario.

Luis Curilén (audio) es el delegado de la UTA en la empresa Mi Bus y, en diálogo con Radio Seis, dejó sus primeras impresiones tras el arribo de estas unidades que llegan en reemplazo de las que devolvió la transportista por no poder seguir pagando por ellas. Incluso la ausencia del nombre de la empresa en los colectivos llamó la atención de los trabajadores: “se van apareciendo cosas nuevas, no sabemos por qué, nosotros estamos sin información, solo lo que salió en los medios”.

El referente sindical dijo que esperan poder mantener una reunión con la dirigencia local de la UTA para conseguir algunos detalles y llevar tranquilidad a sus familias.

A partir de una serie de imágenes a las que pudo acceder este medio, el tablero de al menos un colectivo luce los años que tiene en funcionamiento e incluso permite apreciar los 535.477 kilómetros que ya recorrió. Al respecto, Curilén explicó que las unidades que llegaron a la ciudad en 2017 sumaron unos 400.000 kilómetros y entendió que las unidades de recambio deberían estar por encima del millón de kilómetros, una cifra normal para cualquier transporte urbano que pasó los siete años de servicio.

“Es algo que se dibujó o se rompió el odómetro, hoy por hoy podemos esperar cualquier cosa, lamentablemente”, agregó acerca de la información que muestran los relojes y remarcó una situación que podría generar una nueva problemática en los próximos meses: “sabemos lo que es andar con unidades viejas, sacaron dos empresas que no reunían los requisitos y no prestaban servicio como el usuario lo demandaba y hoy por hoy esto viene decayendo día a día, ha empeorada demasiado”.

Durante la charla, Curilén también se hizo eco de las apreciaciones realizadas desde la Intendencia Municipal acerca de una posible mejora del servicio y señaló: “desde lo político salen a alentar al usuario que vamos a estar mejor y la verdad que le estoy diciendo, como trabajador, y en representación de mis compañeros, que no va a ser así”.

“Nosotros luchamos mucho para que haya cambios y llegar a esto, y que lo festejen, están festejando un fracaso”

Pero también analizó el contexto en el que los trabajadores se desempeñan cada jornada y reiteró que, a la fecha, no cuentan con información oficial que les brinde tranquilidad. Esta situación hizo que el referente hiciera una observación respecto a una promesa de Pedro Ponte, uno de los titulares de la empresa, “cumplió la palabra cuando dijo que a los cinco años iba a renovar la flota, ahora la está renovando pero con material más viejo, así que en ese sentido creo que algo cumplió”.

“No sabemos si reír o llorar con todo esto, genera mucha preocupación. Nosotros ya sabemos lo que es andar con unidades viejas y la verdad que no es garantía para nadie”, remarcó sobre el difícil momento por el que pasa la única prestadora del servicio de transporte y dio a conocer que cuatro colectivos cumplen con el servicio que antes realizaban cinco u ocho de ellos.

Curilén pidió al municipio que fiscalice “en serio” y que no sea el trabajador el que tenga que denunciar irregularidades de cualquier tipo. En este orden convocó al gobierno municipal para que se ocupe de la problemática ante el uso de fondos públicos y reiteró: “quien salga a festejar esto que salió hoy, es un fracaso”.

 

Fuente:

Bariloche 2000

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here