spot_img
spot_img

Salta: Trabajan para evitar que haya situaciones de acoso sexual en los colectivos

En una capacitación, se brindaron herramientas para ayudar a la víctima en el transporte público. Participó personal de Saeta y de RRHH de las empresas.

Con el objetivo de evitar que haya situaciones de acoso sexual en los colectivos que circulan en el área metropolitana de Salta, desde la Secretaría de Participación Ciudadana y Relaciones con la Comunidad de la Provincia brindaron una capacitación para personal de Saeta y representantes del área de Recursos Humanos de las empresas operadoras de los corredores.

El curso de capacitación sobre “Cómo actuar ante situaciones de acoso en los colectivos” duró una hora y estuvo a cargo de la Fundación Pescar, por medio del programa “Stand Up contra el acoso callejero”.

Esta propuesta, entre otras, surgió del encuentro del Laboratorio de Innovación Pública Salta, que se realizó durante dos días en octubre del año pasado, en el que participaron numerosas organizaciones sociales, organismos públicos y empresas.

En esta ocasión se trató el tema del acoso sexual callejero en Salta, luego de que se conocieran las estadísticas que elaboraron desde la organización Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá), en relación con esta problemática.

Luego de esta capacitación, desde Saeta elaboraron material escrito y audiovisual para apoyar el trabajo que harán desde Recursos Humanos de las empresas de colectivo para transmitir los conocimientos adquiridos en la capacitación entre choferes e inspectores. Desde el Gobierno aspiran a llevar la propuesta a los municipios del interior donde hay servicios de transporte público.

Datos que preocupan

En la provincia de Salta el acoso sexual constituye una contravención y se puede denunciar. Desde fines del año pasado está vigente la ley N° 8.277, que incorpora el artículo 115 al Código Contravencional de la Provincia de Salta. Esto puede llevar al arresto de hasta 20 días o multa equivalente.

De la última encuesta que realizaron desde Mumalá sobre situaciones de acoso contra mujeres en el espacio público surgieron datos preocupantes. En este marco, el año pasado se encuestó a 351 mujeres en Salta capital.

El 63% de las encuestadas manifestó que sufrió acoso verbal o tocamiento mientras esperaba el colectivo y el 43% lo padeció dentro de la unidad.
El 25% de las mujeres dijo que sufrió un robo o un arrebato mientras esperaba el colectivo y el 11%, dentro de él.

El 83% dijo que prefiere que la acompañen o la esperen en la parada del colectivo y el 69% manifestó que solo algunas de ellas están iluminadas y/o señalizadas.

El 81% reconoció que se siente muy insegura en la vía pública. El 70% señaló que hay lugares descampados por donde circula y el 68% observó que no se realizan tareas de mantenimiento.

La coordinadora de Mumalá en Salta y concejala capitalina, Malvina Gareca, mencionó que estos datos interpelan a la planificación urbana. “Desde una perspectiva de género, los espacios públicos sin señalización ni iluminación y sin cuidado necesario (descampados o plazas) perjudican a todos los vecinos, pero a nosotras nos pone en situación de desventaja y de inseguridad mayor”.

Hablar y denunciar

Desde Saeta aseguraron que no recibieron denuncias de acoso sexual y pidieron la colaboración de los usuarios para abordar estas situaciones. Consideraron que a veces no hay forma de que el chofer se entere de lo que sucede, si alguien no se lo dice.

“Esto requiere la participación de todos. Hay que hablar y no quedarse en silencio. Es algo que tenemos que hacer juntos”, plantearon. Pidieron a quienes sufran acoso que pidan ayuda y a quienes ven estas situaciones, que las denuncien: “Se puede ayudar a la persona que sufre”.

Desde la Secretaría de Participación Ciudadana llevar esta iniciativa al interior, en municipios donde hay áreas de transporte urbano.

Cuando no se quiere participar

En el marco de la capacitación sobre “Cómo actuar ante situaciones de acoso en los colectivos”, se habló sobre el acoso y sobre el impacto que tiene en las víctimas. Se brindaron herramientas concretas para actuar cuando se es testigo de estas situaciones.

Se definió al acoso como aquellas acciones físicas o verbales con contenido sexual contra una persona con la cual no se tiene vínculo alguno y que no quiere participar de esas acciones. Este se basa en el género o en la identidad sexual de la persona que lo sufre. Los principales grupos vulnerados son las mujeres, la población LGBTIQ+ y los niños, niñas y adolescentes.

Cómo intervenir

Durante la capacitación, en el marco del programa “Stand Up contra el acoso callejero”, se mencionaron las “5D”, cinco formas aconsejables y seguras de intervenir cuando se es testigo de una situación de acoso callejero:

  • Distraer: hacerse pasar por un amigo o amiga y con cualquier consulta o acto provocar una distracción entre el acosador y su víctima.
  • Delegar: buscar a alguien que esté en una posición de autoridad en el lugar y pedir su intervención o ayuda.
  • Documentar: observar lo que ocurre, intentar escribir o grabar la situación de acoso para compartir después el material con la persona que fue acosada o difundirlo, solo con autorización del afectado.
  • Dirigirse al acosador: interpelarlo y consultar a la persona acosada. Evitar situaciones de violencia que aumenten el riesgo.
  • Dar asistencia: ayudar a la persona que fue acosada después de la situación. Recurrir a la denuncia a través de las líneas 144 y/o 911.

 

Fuente:

El Tribuno

Artículos Relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Redes Sociales

130,447FansMe gusta
19,510SeguidoresSeguir
7,050SeguidoresSeguir

Últimas Noticias

spot_img
error: Contenido Protegido