spot_img
spot_img

Los decks no podrán estar en ambos lados de calles donde circulen colectivos

Mar del Plata. Lo propuso el Ejecutivo y se aplicaría para las arterias de 9 metros de ancho. También se daría marcha atrás con la posibilidad de los cerramientos. Concejales conformaron una mesa de trabajo para seguir el debate.

El gobierno municipal, a través de la Subsecretaría de Movilidad Urbana, pidió al Concejo Deliberante que no se permita la instalación de decks en ambos lados de la calles donde circulen colectivos, para así garantizar mejores condiciones de seguridad vial. De avanzar, la modificación correrá para las calzadas de nueve metros y no así para las de once.

La propuesta fue recibida por la Comisión de Obras en el marco de una batería de informes respondidos por cuatro dependencias municipales, lo cual allanó el camino para retomar el debate del extenso y polémico proyecto para contar con una nueva ordenanza que regule el funcionamiento de los decks gastronómicos.

En tanto, tal y como lo adelantó 0223, los concejales formalizaron un acuerdo político que se había tejido en la Comisión de Labor Deliberativa, para conformar una mesa de trabajo integrada exclusivamente por los bloques, en donde consensuar un proyecto final. La decisión comenzó a tomar forma luego de las diversos cuestionamientos realizados por sectores comerciales no gastronómicos y viendo la dificultad de avanzar con una redacción detallada en el marco de las comisiones del Concejo Deliberante.

El informe que más elementos incorporó fue el elevado por el subsecretario de Movilidad Urbana, Dante Galván, donde se sugirió prohibir los decks en ambos lados en calles de nueve metros de ancho por las cuales circulen líneas del transporte público de pasajeros. “La implantación de decks enfrentados implica la transformación en una arteria de un carril de 4,1 metros, aún cuando no coincidan” a la misma altura, por lo que “se sugiere no aprobar decks de ambas manos en aquellas calles de 9 metros donde circulen colectivos”, indicó Galván. En el escrito no se avanzó sobre qué criterios adoptar para decidir sobre qué lado de la calzada se priorizarían en caso de existir pedidos encontrados.

En tanto, si estarán permitidas las estructuras sobre ambas manos donde no circulen colectivos, dado que en ese caso se logrará un carril de 4,1 metros de ancho. Mejor será la situación en las calles de 11 metros de ancho, donde se obtiene un ancho transitable de 5,1 metros, permitiendo dos carriles de 2,55 metros, donde los ómnibus podrán circular sin dificultades.

Asimismo, la dependencia pidió que en las zonas con decks se materialicen dársenas de ascenso/descenso, carga/descarga, ya que de otro modo “se compromete la realización de estas operaciones urbanas”.

Por otro lado, Movilidad Urbana también puso un punto de atención sobre la ubicación de los decks en zonas cercanas a las esquinas, solicitando la incorporación de un “informe de factibilidad de atención de emergencias” en aquellas intersecciones donde surgen pedidos combinados de implantación de decks. A su vez, se pidió que se garantice la visibilidad para los conductores respecto a la proyección de las ochavas.

 

¿Adiós a la posibilidad del cerramiento?

El proyecto original que presentó el Ejecutivo no contemplaba la posibilidad de un cerramiento de los decks, algo que se revirtió con las modificaciones incorporadas luego por el bloque oficialista Vamos Juntos. Ahora, el propio gobierno pidió volver a la idea original. En su informe, el presidente del Emvial, Mariano Bowden, apuntó contra los problemas que generarían en materia de seguridad vial.

Creemos firmemente que se pone en riesgo el tránsito, ya que al llegar a las bocacalles, el cerrar las estructuras generan puntos ciegos que invaden los rombos de visibilidad, lo que provoca que los vehículos prácticamente invadan el cruce sin referencia visual alguna”, remarcó Bowden, quien igualmente dejó la puerta abierta a que se habilite algún tipo de cerramiento en decks ubicados a mitad de cuadra.

El Emvial no fue el único que hizo este planteo, sino que en términos más determinantes se mocionó la dirección general de Ordenamiento y Planificación Estratégica de la Secretaría de Obras, Pablo Rescia, en otro informe incorporado al expediente en las últimas horas. Allí, se pide que no haya un techado fijo, utilizando en cambio lona, sombrillas y/o toldos removiblesque impliquen una mínima intervención visual a nivel peatonal”, y con una altura de entre 2,5 y 3 metros.

A su vez, por temas de accesibilidad, pidió mantener un espacio de por lo menos dos metros de ancho libre en veredas y que el acceso desde la vereda al deck sea sin desniveles o escalones. En caso de calles con pendientes, se propondrá un área de acceso de un acho de 1,5 mts a nivel de vereda.

El cuarto y último informe correspondió a la Secretaría de Producción de Adrián Cónsoli, donde se defendió la propuesta de regular de decks y no se hicieron mayores aportes, más allá de sugerir un análisis de parte de las áreas especializadas respecto al tema del cerramiento.

 

Fuente:

0223

Artículos Relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Redes Sociales

130,447FansMe gusta
19,510SeguidoresSeguir
7,050SeguidoresSeguir

Últimas Noticias

spot_img
error: Contenido Protegido